» Agenda pendiente: Calidad educativa y crisis de talentos
   A modo de agenda pendiente

Agenda pendiente: Calidad educativa y crisis de talentos

Muchas veces se habla sobre la necesidad de mejorar la calidad de la educación en el Perú, pero pocas veces se precisa sobre qué acciones se deben desarrollar para este fin. En un reciente artículo del diario Gestión, el economista Jorge Gonzales Izquierdo reflexiona y propone algunos puntos:

1. Diversificar el sistema educativo que está pensado en que todos los estudiantes deben ir a la universidad luego de concluir la secundaria, cuando el mercado requiere de profesionales y técnicos diversos para cubrir las diferentes áreas ocupacionales. Haciendo una analogía, no solo se requiere de generales, también hacen falta coroneles, capitanes, tenientes y muchos soldados.
2. Atacar el problema de los nuevos analfabetos que leen pero no entienden (70% de los estudiantes), cuando en países desarrollados los muchachos a esa edad están entrenándose en robótica.
3. Llevar adelante la meritocracia del magisterio, incentivando a los buenos docentes y retribuyéndolos económicamente de acuerdo con su productividad
4. Sobre la gratuidad de la enseñanza, opina que esta lleva a una serie de deficiencias y derroche de recursos, y propone entregar bonos a los padres para que ellos decidan dónde matricularlos.

En varios artículos hemos reiterado la ausencia de técnicos. Estimaciones parciales indican que solo la industria requiere 300 mil técnicos calificados al año, y la minería demandará 50 mil profesionales en los próximos 10 años. Esta semana, la empresa de informática Cisco anunció que para el año 2015 se necesitarán 6 mil especialistas en redes tecnológicas. Y la lista continúa. De los 90 mil técnicos que egresan anualmente (2011), solo el 7% está vinculado a la ciencia y la tecnología. Pero el problema más importante es la falta de institutos de calidad como: Senati, Censico, Tecsup, Inictel, Iberotec, entre otros. Por tanto, es un buen momento para crear un marco normativo de la educación superior que estimule la oferta de técnicos y profesionales de alta calidad, pero esto solo se logrará con institutos donde participen las empresas sobre la malla curricular que asegure la preparación óptima y acorde con las necesidades del mercado, además de la supervisión del estado y la exigencia de certificación.

Por otro lado es fundamental incentivar a los estudiantes con becas y préstamos de estudios para quienes decidan estudiar estas carreras.

Ante la falta de talento local, muchas empresas peruanas están reclutando profesionales especializados y técnicos de mando medio en el extranjero, preferentemente en sectores como: minería, industria del gas y la petroquímica, agroexportación, industria, construcción, manufactura, retail, marketing e investigación de mercado. Las transnacionales mineras están importando ejecutivos de Canadá, Estados Unidos y Australia. En la industria de la construcción, que crece hace 5 años a tasas de 8% anual, se rompió el pacto ético que suscribieron las constructoras para no “arrancarse” técnicos en asfaltado caliente o administradores especialistas en licitaciones público-privadas, al igual que en la banca. Esta puja por técnicos y especialistas ha elevado los sueldos y salarios hasta en un 25%, según Jorge Velaochaga, director de Transearch Perú.

Según el último reporte de la Dirección General de Migraciones, el año 2012 ingresaron a trabajar al país 41,892 personas –lo que representa 7% más que el año 2011 (35,888)–, de las cuales cerca de 5 mil ya contaban con contrato de trabajo. Principalmente llegan de España, Estados Unidos, Brasil, Argentina, Colombia, Bolivia y Venezuela, e, incluso, están llegando de Vietnam, Corea y Sudáfrica. El Colegio de Ingenieros del Perú inscribió a 240 extranjeros, y el Colegio de Arquitectos incluso tuvo más solicitudes.

A modo de conclusión, hace falta trabajar en la educación en todos sus niveles. En el colegio se debe capacitar, evaluar y seleccionar buenos profesores; dotar de equipamiento tecnológico con docentes idóneos, además de incluir cursos de educación para el trabajo de acuerdo con las regiones, para una pronta inserción laboral. En cuanto a la educación superior, es impostergable tomar acciones para mejorar la calidad ya que según el Ministerio de Educación (diario Gestion 21-3-13) el 90% de ellos es deficiente, se debe incentivar a los institutos a realizar alianzas con gremios y asociaciones empresariales para definir el perfil de técnicos requeridos, elaborando mallas curriculares y apoyados de profesores con experiencia.

Post Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Protected by WP Anti Spam